Los 10 mejores libros que he leído en 2014

Mis 10 lecturas favoritas - 2014

Al igual que hice hace unos meses una entrada recopilando los libros que había leído en el verano de 2014, ahora me apetecía hacer un recopilatorio de los 10 mejores libros que he leído durante todo el año pasado —sé que llego un pelín tarde—. Quiero dejar claro que esta no es una selección de los mejores libros salidos en 2014. Son libros de años diferentes y géneros diferentes. Y, para hacerlo más divertido, voy a ordenarlos de menor a mayor grado de satisfacción. ¡Vamos a ello!

Sigue leyendo

Anuncios

Hace un año

Hace un año, este mismo día, publicaba la que es mi primera novela. Hoy han pasado ya 365 días desde que conseguí ese pequeño logro. Es normal que el tiempo nos haga ver las cosas de otras formas. Para mi yo del pasado, publicar un libro por mí mismo y tenerlo en mis manos era extraordinario. Para mi yo del ahora… lo sigue siendo… pero de distintas formas. Me he dado cuenta que el ser humano siempre ansía más. Siempre quiere más y mejor. Sin ni siquiera darme cuenta, la experiencia se me ha quedado reducida en poca cosa. Es curioso, ¿verdad? Bueno, ya lo he aceptado.

He aprendido mucho estos 365 días. Ya he hablado demasiado en el blog acerca de Pesadillas del Futuro (de cómo se creó, cómo se publicó, o qué sensaciones me transmitía todo). Ya estoy cansado de hablar de él. Es como si fuera una larga sombra que me persiguiese continuamente. Hace algunos meses prometí que volvería a usar más el blog, y no cumplí del todo mi palabra. Quiero cumplir esto, y 2015 va a ser un buen año para hacerlo. Voy a volver a estar más activo por aquí. Y dejaré de lado las entradas sobre Pesadillas del Futuro. Ha formado parte de una etapa de mi vida, pero ahora estoy en otra muy diferente. Ya pasó. Se fue. Considero que puedo hacerlo mucho mejor. Y de hecho, creo que ya lo estoy haciendo mucho mejor. Llevo desde mayo de 2014 gestando una nueva novela en la que tengo muchas esperanzas puestas. Es lo mejor que he escrito hasta ahora, y todavía le queda bastante. Tengo ya más de 280 páginas escritas, pero preveo que la cifra se irá a rondar las 450, quizás.

Como decía, vengo dándole vueltas al blog desde hace un tiempo. Siempre tengo esa espinita clavada. El querer llevar a cabo un blog personal y hablar de cosas. Y siempre, al final, la ejecución de la idea cae en el vacío. Pues se acabó, de verdad. Me lo he propuesto, y me obligaré a ello si hace falta. Publicaré entradas, al menos, cada mes. De lo que sea. Va a haber contenido, y del bueno. Incluso creo que le cambiaré el nombre al blog. Puede que haga pequeños cambios. En fin… el tiempo avanza.

Hace un año tenía en mi cabeza cientos y cientos de pensamientos. Estaba como loco, delante de la pantalla del mismo portátil en el que ahora escribo esto, esperando a que el reloj diese las doce en punto de la noche para poner a la venta mi primera novela. Y ahora, que han pasado 365 días, parece que ese momento se va deshaciendo trocito a trocito. Formando, en esa habitación de los recuerdos, las cenizas de un gran momento. Pero, ¿acaso no renace más fuerte el ave fénix de sus propias cenizas?